inicio /mi_raro_inicio.html
atrásmi_rara_coleccion.html
 

El cerebro del alma


He añadido un termómetro

a mi colección de esculturas de hielo,

noto que a veces desaparecen

tengo miedo de pensar.


Cuanto tiempo-miedo sin pensarlo

azul es subir y no son nubes,

bajar es teñir el sol con un velo-venda

que guíe al mar por tus ojos.


Sin rumbo, pero viendo espejos de sal en el barro,

repito el tic, por si acaso no pregunto a nadie, y me pierdo.


Yo mismo arreglaré el cerrojo oxidado

del cerebro del alma.

La luna de atrezzo


La falsa luna enclenque

Desciende de su trono oxidado

Presume de tristeza...

Solo es su cartón que está empapado.


Consiente en hacer fuego

Tal vez con las yemas de tus dedos

Y sin embargo teme

Tu voz cuando miente entre los sueños.


Cosida al mar de tu voz

Presume de su cantar

Cosida al mar de tu voz


Cosida al mar de tu voz

Destronada...

Tu voz no suena tan mal.


Alrededor dibuja con tu voz.

Lo que quieras que sea


Para que me creas he de mentirte,

Para mentirte has de creerme,

Por la verdad yo mentiría.


Pero a veces me paro,

Muerdo con tu voz la brisa,

Esa brisa que te impulsa

Al acantilado que tan solo es

Lo que quieras que sea


Tan solo es lo que quieras que sea.


El acantilado solo es

Lo que quieras que sea,

Lo que quieras que sea, será

Mudar de piel


Mi sangre- saliva compra con tu piel

la negra tinta lluvia de tu voz.

¿Y qué ves llover? ¿Quién crees que lloró?

Lo leo en tu piel.


Tápate con tu luz

cuando sientas caer

las mismas aristas que te impiden ver.


Las lunas Cuadrada y Gris son melodías,

solo ruido roto del llover.

Puedes afinar cada gota al llorar

que sin querer vuelven a sonar.


Tápate con tu luz

sin pensar en temer,

¿Puedes mudar de piel?

mudar de piel, mudar de piel...

El engaño (de la verdad)


Alguien se ha atrevido a imaginar

Que todo es posible.

Alguien ha dejado caer un muro

Y construirá su hogar entre los restos.

Alguien se ha dejado engañar por la verdad.


Alguien se ha atrevido a imaginar

Y ahora está en busca y captura.


Alguien se ha atrevido a imaginar

Que el silencio es mentira,

Que el ruido es mentira.


Alguien se ha atrevido a imaginar...

Y ahora está en busca y captura.

Sol de sal


¡Cómo luce el sol!


Érase una vez un sol de sal...

sus olas queman y te marcan con la tinta

que una vez tatuó al papel de un libro en blanco

abierto por su desnudez.


Crece en tu piel la transparencia

de un jardín sin luz de sal.


¡Cómo luce el sol!

¡Cómo luce el sol!


Quiero resumir la vida en un refrán,

sin principio, desarrollo y sin ningún final.

Mi alma; Instrucciones de montaje


El animal de tu alma es un instructor de miedos,

Con el manual escrito en ningún idioma.


Miedo, canción, canción, canción.


El manual de tu alma está escrito en miedos,

El animal de tu instructor de miedos es...


Es una canción,

Es una canción, canción y miedo,

Y miedo...

Letra/Música: Roberto S. Fransesch